¿Excelencia es una utopía o una técnica? Excelencia es Influencia

Home » VALORES INFLUENCERS » ¿Excelencia es una utopía o una técnica? Excelencia es Influencia

¿Excelencia es una utopía o una técnica? Excelencia es Influencia

Publicado el

 EXCELENCIA es hacer Todo Bien, Siempre, a la Primera 

Habrá quien coja la frase y la convierta en un eslogan. Nos encantan las frases bonitas y nos gusta, aún más, repetirlas como un mantra. Estamos rodeados de frases, sentencias, mensajes que pretenden motivar -y tal vez lo logren-, pero que no consiguen transformar la realidad, es decir, no provocan que cambiemos a mejor.

INFLUENCERS® es MÉTODO. Nuestro objetivo es “el movimiento GOOD PEOPLE-GOOD BUSINESS”: inspirarte a ti para que, como Líder y Estratega, participes de la transformación de tu realidad personal y profesional para lograr el éxito utilizando el valor y poder de la INFLUENCIA.

Dedicamos nuestro tiempo y energía en aportarte eso, Método: herramientas, técnicas, procesos y sistemas. Por tanto, decir que excelencia es hacer  TODO  BIEN, SIEMPRE a la PRIMERA no es una frase motivacional, es una metodología de influencia.

EXCELENCIA. Un Método tan sencillo como inhabitual. ¿Por qué?, ¿qué hace que excelencia se presente como una utopía, en lugar de como una metodología?

Veamos 4 formas de entender excelencia que nos alejan de ella:

1.- excelencia como máximo.-

Es la primera conceptualización de excelencia y, probablemente, el mayor hándicap para lograrla.

Definir excelencia como “máximo” significa que no hay más. Que no se puede superar.  Desde esta forma de pensar, lo primero que se hace es poner “notas, indicadores, escalas de medida,…” cuantitativas.  Y alguien te dice que un 10 en el examen es excelenciaPero tú sabes que hay quien es calificado con un 10 en un examen… sin estudiar. O alguien te inculca que ganar el campeonato es excelencia.., y lo ganas con una marca. Pero al año siguiente alguien supera tu marca. ¿significa esto que ya no es, yo no eres, excelente?

2.- excelencia como logro.-

Hemos construido una imagen mental de excelencia como algo a alcanzar, y por tanto, inalcanzable. Es uno de los errores más frecuentes. Logro implica concreción.

Seguimos con el ejemplo anterior: excelencia es una marca en una prueba de atletismo. Si excelencia es llegar a esa marca: ¿cuántos atletas son excelentes? ¿dejan de ser excelentes si alguien supera la marca? Y una vez lograda, ¿se es excelente para siempre?, ¿cómo seguir siéndolo? 

3.- excelencia como competición.-

Cuánto daño ha hecho y sigue haciendo esta forma de ver y concebir excelencia. Quien así piensa se pasa la vida en una peligrosa dicotomía: o tú o yo. O tu producto o el mío. Planteado así, los demás son considerados como un estorbo, o como un instrumento para mis objetivos, o como un enemigo a quien evitar o contra quien luchar.

Otra consecuencia muy dañina de esta forma de entender excelencia en el ámbito empresarial y social es su efecto contrario: cuanto peor mejor. Me explico: si se trata de competir, cuanto menos buenos sean los contrincantes, más posibilidades de ganar tengo.., aunque sé que no soy el mejor que puedo ser. Pero sé que soy mejor que los mediocres.

Cuando excelencia nos desune del entorno, en lugar de hacernos mejorar, nos conduce a ocuparnos de cuánto pueden empeorar los demás.

4.- excelencia viene de fuera.- 

El último pre-juicio sobre excelencia que va en contra de ella es considerar que viene de fuera. Es decir: son los otros quienes catalogan o valoran de excelente o no lo que haces. Como veremos más adelante, desde ahí, es fácil dar “imagen de excelente”. Se trata de tener alrededor a personas ignorantes de la materia a los que sea fácil asombrar, y mejor si ya están predispuestas a admirarte. Es lo que hacen la mayoría de líderes que consideran la adulación como muestra de su excelencia.., y algunos incluso se lo cree.

Cuando buscas la aprobación sin criterio propio empiezas a hacer lo que sabes que va gustar, lo que va a generar admiración. Es habitual que pierdas tu capacidad de autocrítica y, tal vez, incluso llegues a creerte tu propia “fachada”.

Entonces, qué es EXCELENCIA. En Influencers sabemos que excelencia es una actitud que, convertida en un hábito, impulsa a los líderes hacia el éxito seguro.

¿Por qué excelencia en el Método Influencers?

¿Cómo hacer de excelencia una técnica habitual?

¿Qué vincula excelencia con Influencia?

Continúa leyendo el siguiente post.

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail